Medios

del GPPRI

Gracias presidente, con su permiso.

 

Estimadores legisladores integrantes de esta Comisión.

 

Sí es un debate trascendente. No es un debate coyuntural. Detrás de lo que está ocurriendo en esta reforma, subyace una interpretación del papel que juega el derecho.

 

Detrás de esta reforma y de otras expresiones del gobierno, subyace un planteamiento: el derecho soy yo.

 

No solo es una traición a la biografía de los movimientos de izquierda en buena medida y durante mucho tiempo representados por MORENA. No.

 

Está plagada de imprecisiones jurídicas y todas tienen el mismo fondo, garantizar que la decisión de esa reclasificación obedezca fundamentalmente a la intención del que la interpreta, en este caso el gobierno del estado de Tabasco.

 

No hay ningún afán desmesurado, desproporcionado, es bastante lógico, se ha reconocido aquí, y aprovecho reconocer las buenas intenciones en muchas otras cosas del gobernador de Tabasco, a quien le tengo particular aprecio y estima.

 

Pero aquí lo que está haciendo con plena traición a la biografía de su movimiento de quien lo llevó al gobierno, es resolver por la fácil, lo que él ya prevé va a ser un problema en el gobierno que él encabeza durante este tiempo, pero sobre todo, el problema que va a ser complacer las medidas y las acciones del gobierno federal en su estado. No nos hagamos.

 

Detrás de este debate está la intención más importante de obra pública para el estado de Tabasco, y son las que tienen con la nueva refinería y con las demás obras en materia petrolera que se tienen que hacer ahí.

 

Oigan, ¿querer blindar eso es reprobable? No, ya lo han dicho aquí, ha sido durante mucho tiempo la solicitud de la expresión de la iniciativa privada.

 

¿Pero qué está detrás el día de hoy de este debate? El ministro Cosío lo dice en su columna sobre este tema, el problema es que nuevamente el planteamiento del gobierno frente al derecho, es cuando yo lo digo es así, cuando tú lo dices es lo contrario; cuando estás a mi favor es el pueblo bueno y sabio, es el derecho a la libre manifestación, es la libertad, es la reivindicación de valores populares; cuando estás en contra mía eres un extorsionador, estás “coercionando”, eres un delincuente.

 

Compañeros, lo único, la única esperanza que tenemos de progresar como país, es hacer efectivo el Estado de Derecho, y la única manera posible es que el Estado de Derecho sea el mismo que se aplique a todos absolutamente por igual, y que no tenga un juez máximo y que no dependa de la consigna política y que no dependa de la capacidad económica, y que no dependa de las coyunturas sociales, ni siquiera de las aparentemente justas.

 

La única manera posible de que un país progrese, es que su Estado de Derecho sea exactamente el mismo para todos, y eso es lo que está cambiando aquí.

 

Y si no lo quieren creer, vean lo que aprobó el Congreso del estado de Tabasco, en el artículo 307, no admite duda, ninguna, la expresión es directa: a los que han pretendido aquí hacer la argumentación jurídica, se aplicará prisión de 2 a 10 años y multa de 60 a 200 veces el valor diario de la unidad de medida de actualización. ¿Hay alguna distinción? No.

 

Acto seguido dice: al que interrumpa o dificulte el servicio público local de comunicación. No hay distinción alguna en el artículo 307. No nos engañemos, no nos sorprendamos.

 

Y luego, en el artículo 308 se agrega: al que extorsione, coercione o intente imponer o imponga cuotas.

 

O deja el artículo 307 como estaba, que dice prácticamente lo mismo.

 

Aparentemente tenemos que celebrar que ahora, dice una legisladora que me antecedió, es una reforma, no es una nueva ley, es una modificación no es algo nuevo, dice, sí, nada más que es una modificación hecha sobre un delito que ya estaba categorizado, no está inventando el Congreso de Tabasco el delito de extorsión, le crea una nueva categoría.

 

Si interrumpes las vías de comunicación para obras públicas, si obstaculizas el traslado de equipo para obras públicas eres un “coercionador” o extorsionador.

 

Si a cambio de eso, revisen por favor la definición de extorsión, tienes un beneficio, pretendes imponer un beneficio.

 

Y lo que ocurre en ese caso, estimados amigos, es otra vez la presencia de los raseros y las dos medidas, las dos pesas.

 

Cuando un grupo magisterial bloquea durante casi un mes las vías de comunicación de Michoacán, es el pueblo bueno y sabio. Las pérdidas económicas provocadas por eso, por la petición de más plazas, por la petición de hacerle caso a sus demandas políticas, esa no son extorsión.

 

Pero si lo haces cuando se trate de obras públicas en el estado de Tabasco, merecerás una sanción que puede ser hasta de 20 años de cárcel si llevas a menores de edad.

 

Otra vez el punto, si queremos Estado de Derecho o no, y no es algo que deba obedecer a los tiempos del gobierno o a la filosofía que se imponga en las mayorías del Congreso.

 

El Estado de Derecho debe ser único, su único rasero efectivamente debe ser el compromiso jurídico de que se pueda aplicar con proporcionalidad y racionalidad, y eso también se viola en esta modificación. Ya lo dirá la Corte en su momento.

 

Aquí, estimados amigos, estamos en algo más de fondo, ya lo dijeron claramente, nosotros somos distintos, ¿cuál es la garantía en la ley para eso estimados amigos, en qué parte de la Constitución dice quién es diferente mejor? 

 

Ojo, no vaya a ser que de verdad seamos distintos y resultemos peores.

 

Muchas gracias.

 

Escribe tu búsqueda y presiona enter al terminar.
Top